Ayuno Intermitente y Rendimiento Deportivo

ayuno intermitente calidad de vida musculo
ayuno intermitente y rendimiento deportivo

El ayuno intermitente muchas veces es cuestionado debido a los largos periodos de no ingerir alimentos y más aún si se trata del rendimiento de atletas profesionales.

Pero aquí una vez más necesitamos un poco más de información para poder confirmar o no las cargas negativas atribuidas a los protocolos de ayuno intermitente. 

A continuación vamos a ver qué dicen las investigaciones al respecto…

¿El ayuno intermitente afecta el rendimiento deportivo?

Como bien sabemos el rendimiento físico de un deportista es de suma importancia; para muchos dedicados al deporte, el cuerpo es su “herramienta de trabajo” y procurar un buen funcionamiento del mismo es clave para el logro de sus metas y objetivos profesionales.

Largas jornadas de entrenamiento y competiciones al máximo nivel requieren de prácticas nutricionales acordes que permitan optimizar su productividad deportiva.

Buscando información sobre la temática, encontramos que, hasta ahora, científicamente no hay pruebas determinantes a favor o en contra de este tipo de ayuno.

Por el momento, se habla de resultados mixtos, es decir, algunos estudios demuestran que no hay incidencia del ayuno en el rendimiento, en el sentido de que haya un impacto positivo; otros, detectaron un menor desempeño de los deportistas que ayunan e incluso se observó que sus efectos pueden extenderse por un tiempo, etc., pero ninguno de los estudios es concluyente. 

Un detalle que se debe considerar es que muchos de los estudios se realizaron en atletas y/o deportistas que practican el Ramadán, práctica religiosa que consiste en no comer ni beber nada durante las horas del día, por todo un mes. 

Aquí vale decir que hay diferencias significativas entre dicha práctica religiosa y el ayuno intermitente, lo cual deja ver el por qué no son definitivas las afirmaciones como las que mencionamos en líneas precedentes respecto al pequeño impacto del ayuno en el desempeño y potencia de los deportistas.

Por otro lado, los estudios realizados también varían sus resultados considerando el tipo de deporte que se práctica, no es lo mismo un deporte de resistencia que uno de alta intensidad por ejemplo.  

Suma ello el tipo de ayuno que se realiza, los horarios de entrenamiento, el deporte que se práctica, entre otras variables que pueden tener impacto en los resultados. 

Y también habrá que considerar el rendimiento deportivo en condiciones de ayuno a largo y a corto plazo, ya que por ejemplo uno de los estudios llega a observar variaciones  del rendimiento en condiciones de ayuno entre quienes lo practican por unos pocos días, y deportistas que prolongan la práctica por 10 días o más. 

Igualmente, no puede faltar una evaluación integral de los efectos del ayuno, considerando los beneficios del mismo, el impacto en varios indicadores como la potencia, los músculos, la fuerza, entre otros aspectos importantes para un deportista que tendrán mayor o menor relevancia en función al tipo de actividad en la que se especialice. 

Todo lo dicho hasta aquí indica que falta bastante para tener una respuesta uniforme de si el ayuno afecta positiva o negativamente la productividad de la práctica deportiva profesional. 

¿Todos los deportistas pueden practicar ayuno intermitente?

Entre quienes practican alguno de los sistemas de ayuno intermitente encontramos celebridades y varios deportistas profesionales que se declaran a favor de está práctica y reconocen al ayuno intermitente como un método con grandes beneficios para su cuerpo y salud general. 

Producto de ello, en los últimos años, el tema del ayuno intermitente adquirió mayor relevancia al punto de ser uno de los temas más populares en 2019, siendo abordado por variedad de editoriales, desde prestigiosas revistas, diarios en todo el mundo, además de la comunidad científica y revistas especializadas. 

No es raro ver futbolistas, maratonistas, ciclistas, fisicoculturistas, campeones de crossfit, etc., que sean aficionados al ayuno intermitente, pero la pregunta es ¿Cuál es el protocolo de ayuno que utilizan?

Aquí la clave es la misma que mencionamos en post anteriores, cada persona debe tener un sistema de ayuno intermitente que se adecue a sus necesidades, un plan personalizado y capaz de cumplir las expectativas de quién lo práctica. 

Dicha premisa no solo es válida para deportistas profesionales sino también para todas las personas interesadas en poner en práctica este protocolo de alimentación con la finalidad de lograr cambios positivos en el cuerpo y su estado de salud.

Sea por estética, salud, rendimiento, los sistemas de ayuno intermitente deben ser personalizados.

Asimismo, el proceso de adaptación del cuerpo a un sistema de ayuno también es un factor a considerar, debiendo ajustar el protocolo de alimentación en función a las respuestas del cuerpo. Una constante evaluación de distintos indicadores será esencial.

Por ejemplo, en el caso de los deportistas es prioritario no crear un déficit calórico elevado que sea contraproducente, también se habla de deportes glucógeno dependientes como por ejemplo el crossfit que van a necesitar planear las horas de entrenamiento en relación a los periodos de ayuno, éstas y otras circunstancias habrán de considerarse con miras a un rendimiento deportivo productivo y constante en el tiempo.